Guía sobre como instalar una antena parabólica

El proceso de instalación de una antena parabólica resulta relativamente simple. En cualquier caso, a través de este artículo estaremos presentando una guía sobre cómo instalar una antena parabólica de forma sencilla, apropiada y segura.

En ese sentido para instalar una antena parabólica, será preciso contar con ciertas herramientas, incluyendo taladro, llaves fijas (o llave inglesa), brocas, cinta aislante, alicates, tijeras, destornilladores, un nivel e incluso una brújula.

Paso a paso para instalar antena parabólica

Después de tener las herramientas necesarias para realizar la instalación, se deben llevar a cabo los siguientes pasos:

1. Escoger la ubicación

Para comenzar, seleccionar la ubicación donde se realizará la instalación de la antena, en este sentido, es posible considerar zonas como el patio, jardín, azotea o balcón, tratando de que se encuentre en dirección al sur y tomando en cuenta, de igual manera, que debe estar cerca del lugar donde se encuentre el receptor y el televisor.

Esto último es preciso a fin de que no sea necesario taladrar demasiadas paredes y en consecuencia, que la señal se pierda.

2. Montar la antena

Hay que seleccionar algún lugar plano sobre o hacerlo alrededor del inmueble, teniendo siempre en cuenta la ubicación de los televisores del hogar, a fin de intentar conseguir un lugar cercano que permita simplificar todo el proceso de cableado.

Hay que tomar en cuenta que el montaje suele variar según el modelo y la marca de la antena seleccionada.

persona instalando antena parabolica

Es importante seguir las instrucciones del fabricante, aunque comúnmente todas suelen ser parecidas, además, conviene realizar el montaje de tantas piezas como sea posible en el suelo.

Luego hay que ensamblar la parábola en el brazo para después fijar tanto los reguladores de altura, como el LNB a través de los tornillos correspondientes.

3. Fijar el brazo en la pared

Para fijar el brazo en la pared o algún muro, será preciso marcar primero los puntos de anclaje haciendo uso de un nivel de burbuja que nos ayude a lograr que quede perfectamente vertical.

Después taladramos los puntos marcados, colocamos los tacos y nos aseguramos de fijar el soporte usando tornillos de cabeza hexagonal.

En caso de tener un mástil o barandilla,  mejor será fijarlo a través de una mordaza en forma de “U”.

4. Colocar el cable coaxial

Llegados a este punto tenemos que medir y cortar el cable coaxial que se requiere para abarcar la distancia que existe entre la antena el receptor de satélite  y el televisor.

Debemos sujetarlo con una brida en el brazo del soporte, para después llevarlo hacia nuestra vivienda, asegurándolo a través de grapas en todos los puntos que resulte preciso. Tenemos que pelar ambos extremos, colocar los conectores F y luego enroscarlos alrededor tanto del LNB como del receptor.

5. Orientar la antena

Al comienzo, la antena parabólica tiene que encontrarse orientada al sur.

Ahora bien, con el fin de orientarla a un satélite específico, resulta necesario que sigamos las instrucciones de montaje proporcionadas por el fabricante para poder establecer los ángulos correspondientes tanto de elevación como de azimut para su ajuste, los cuales varían según la posición geográfica de la antena y también de la posición del satélite.

Cabe señalar que Azimut se refiere, en grados, al ángulo de giro horizontal que tiene la antena parabólica con relación al norte. Por su parte, la Elevación se refiere a la inclinación a través de la cual el haz de señal del satélite logra llegar a la parabólica.

Asimismo, hay que decir que la Polarización hace referencia a la rotación que tiene que poseer el LNB con relación a la vertical del suelo.

Ahora bien, al momento de efectuar dichos ajustes, es necesario aflojar un poco las tuercas que se encargan de sujetar los diversos componentes en el brazo, a fin de lograr moverlos.

6. Ajustar el LNB

Después de instalar el LNB, es necesario cerciorarnos que cumple un par de criterios, es decir, debe quedar rotado en el ángulo de polarización adecuado y tiene que colocarse sobre el foco de la antena a fin de fijarlo en el cuello mediante la abrazadera.

Al momento de realizar ajustes en los grados de la antena, es posible usar un sencillo transportador de ángulos.

7. Ajustes finales relativos a la señal

Después de colocar correctamente la antena y el LNB, tenemos que ajustar la señal a través de ciertos trucos.

Para empezar, debemos usar un satfinder, el cual conectaremos hacia el LNB con el cable a uno de sus extremos, mientras que el otro extremo conectamos el cable al receptor, para conseguir voltaje.

localizador de antenas parabolicas

Tras encender el receptor con una determinada frecuencia del satélite, debemos regular la sensibilidad de la señal hasta que su valor llegue a 5, ajustando el azimut y también la elevación para que la señal acústica pueda intensificarse y su valor se eleve a 10.

Al hacerlo, el receptor tendría que señalar tanto la cantidad como la señal de S y de Q.

Si el receptor señala que la barra de señal se encuentra totalmente llena, significa que el LNB recibe corriente mediante el receptor, pero que la señal no será completamente óptima.

8. Configurar el sintonizador

Finalmente, debemos configurar el sintonizador según el satélite escogido, buscando a través de los menús la alternativa que ofrezca la intensidad de la señal necesaria para realizar el ajuste final a la posición de la antena y así conseguir el mayor nivel.

Una vez que la recepción sea apropiada, debemos apretar con firmeza cada una de las tuercas de la parabólica. ¡Listo!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *