la-marihuna-beneficiosa-para-la-salud

El uso de la marihuana medicinal en el estado de Florida y el cambio de paradigmas

El uso del cannabis es la última tendencia y empresas como Dinafem Seeds siempre han avalado, con base a estudios científicos el uso medicinal de la marihuana y ya vemos como en los EE.UU las autoridades y los ciudadanos se abren a este tipo de alternativas.

Marihuana medicinal para la salud

El ejemplo más reciente es el estado de Florida en el que los pacientes necesitan de tres meses como tiempo mínimo para que un médico pueda prescribir la marihuana medicinal, y esto podría ser hoy mismo, 90 días antes de que el Departamento de Salud de Florida regule las normas en los dispensarios.

Gracias a la enmienda constitucional de noviembre de 2016 ahora se permite la marihuana médica como tratamiento para pacientes con ciertas enfermedades y con una aprobación del 71% de los votantes, es decir un 10% más del necesario.

Los médicos tratantes deben completar un curso de ocho horas que los calificará para prescribir un tipo de marihuana bajo en tetrahidrocannabinol o THC, que es el compuesto psicoactivo de la marihuana.

Pacientes que pueden utilizar la marihuana medicinal

Sin embargo, los pacientes deben estar bien informados en este sentido, ya que quizás la gente pueda pensar que puede conseguir marihuana medicinal si tienen glaucoma y eso puede ser así en otros estados, pero no en Florida donde el glaucoma no está en la lista más reciente de las condiciones de calificación de un paciente publicadas por el Departamento de Salud.

Por lo demás, cuando se trata de cáncer, epilepsia, convulsiones y espasmos musculares crónicos la persona sí puede calificar para consumir cannabis bajo en THC y empresas como Dinafem Seeds tienen a su disposición este tipo de plantas para el continente europeo.

Un paciente cuya condición sea terminal dentro de un año puede calificar para la marihuana de plena potencia y con la debida certificación de dos médicos, de forma que el médico coloca la orden y la información del paciente en un registro junto con el Departamento de Salud y después el paciente puede ponerse en contacto con una de las seis organizaciones de distribución autorizadas y llenar la orden.

Estos seis servicios han sido aprobados para cultivar, procesar y distribuir marihuana baja en THC.

Esta distribución puede mejorar en un futuro, puesto que algunos dispensarios están algo alejados de los centros urbanos y el paciente tendrá que conducir unas cuantas horas mientras se regulariza con el paso del tiempo la situación.

Para el público europeo solo le basta con ingresar online en páginas como las de Dinafem y el producto le será entregado con las debidas certificaciones del caso.

Las primeras pruebas se han realizado en pacientes que sufren de espasmos musculares y gracias a ellos ya hay médicos con las certificaciones necesarias para prescribir marihuana en el estado de Florida, algo que demuestra la evolución de la medicina moderna y lo que cada día aprende esta ciencia de las plantas medicinales como la marihuana al servicio de personas con enfermedades crónicas y degenerativas.

Este paso adelante se está dando en otras regiones del mundo que poco a poco van cambiando sus paradigmas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *