lápices de colores

Consejos para cuidar el material escolar

Que un niño aprenda a cuidar el material escolar parece una tarea imposible, pero no lo es. Aquí te daremos algunos consejos para que puedas generar en tu hijo hábitos de orden y cuidado siguiendo las indicaciones que nos ofrece deskidea.com.

Cuidar el material escolar es su responsabilidad

Muchas veces, los niños fallan a la hora de cuidar el material escolar, simplemente, porque no saben que esa es su responsabilidad. Si estamos todo el tiempo asistiéndolos, reponiendo lo que pierden, y no les hacemos ver el error que cometen, es difícil que aprendan.

Por ello, siempre es útil confeccionar una lista de todos los materiales escolares que compramos a nuestro hijo. Una vez por semana, podemos pedirles que repasen la lista y vean si falta algo.

Como base a esta lista, puedes tomar la que el colegio envía a los padres todos los años. Consérvala a mano, y agrega allí cada elemento que te vayan solicitando.

Repásala con tu hijo periódicamente e intenta que sea él quien descubra si existen faltantes.

¿Qué sucede si extraviaron algo? Una opción es que ellos “paguen” por lo que extraviaron realizando alguna tarea sencilla en la casa. Lo importante es que entiendan que conservar cada elemento del colegio es una de sus responsabilidades.

Por otro lado, no les permitas que muerdan, rompan, rayen, marquen o peguen pegatinas en el material escolar. Que comprendan que cuidarlo es importante, y que además les permitirá generar buenos hábitos para su futuro.

Una mejor organización del material escolar

Por otro lado, existen algunas cosas que tú como padre puedes hacer para que a tus hijos cuiden les resulte más fácil cuidar el material escolar.mochila

Lo principal, es facilitarles la tarea ordenando su mochila. Si no tienen una mochila o bolso organizado, es más fácil que terminen perdiendo algo.

¿Cómo organizar la mochila? En primer lugar, es importante que cada cosa tenga su lugar. Analiza cuál es la mejor manera de distribuir los elementos en los diferentes bolsillos y compartimentos.

De ser necesario, cómprale varios estuches para poner los útiles. Una buena estrategia es destinar un estuche para el material básico (lápiz, bolígrafo, goma, regla), otro para los colores (lápices y marcadores de colores) y otro para el resto de los útiles.

Rotula todo. Ponle nombre a cada lápiz, cada cuaderno e incluso a las gomas. Si los elementos tienen su nombre, es más fácil que tu hijo los reconozca y no los pierda. Así también evitarás que terminen en manos de otro compañerito por error.

Tbolígrafosambién es útil forrar los cuadernos y libros. De esta forma, el desgaste del uso se concentrará en el forro y así podrás cuidar el material escolar de modo más eficiente.
También es útil no comprar más de lo necesario, ya que, cuantos más elementos tenga tu hijo a su cuidado, más fácil es que extravíe alguno.

En el mismo sentido, asegúrate que lleve cada día al colegio sólo lo indispensable. Guarda lo demás siempre en el mismo lugar. En ese sentido, puedes comprar una carpeta que quede siempre en casa, donde pueda guardar las hojas, fotocopias y fichas que no necesita llevar.

También es útil que tu hijo tenga su propio espacio de estudio, un lugar donde siempre realice sus tareas para el hogar y en donde pueda organizar sus materiales escolares.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *